Nikon D5000, mi nueva compañera de aventuras

Sí, esta vez va en serio. Después de darle MUCHAS vueltas (hay muchas y muy buenas opciones de cámaras fotográficas para viajes y trekkings), y después de llevar bastante tiempo con la idea de adquirir una nueva réflex digital, finalmente me decidí a dar el salto. La Nikon D5000 ha sido la culpable.

Nikon D5000
Así es la D5000 con el 18-55 VR. Foto del flickr de Tiff Publishing

Para ser honestos, creo que hubiese preferido una Nikon D90 (la que se podría considerar su hermana mayor). Pero la D5000 era más barata y más pequeña. Y sus prestaciones, que en muchos casos son las mismas de la D90, creo que son más que suficientes para mí.

También me estuve planteando hace un tiempo la Canon EOS 500D. Pero la D5000 me parece mejor por varios aspectos, como por ejemplo un mayor tamaño del sensor (el mismo de la D90).

Como ya os habréis imaginado, me la compré en mi reciente viaje a Andorra, concretamente en la localidad de Pas de la Casa, que hace de frontera con la vecina Francia. Allí me ahorré unos 80 euros respecto al precio más barato que tiene ahora en las tiendas de España. Sí, no es mucho, pero fue suficiente para hacerme caer en el lado oscuro

Todavía es muy pronto para sacar conclusiones de mi nueva Nikon. Apenas he podido ver las fotos que hice con ella en Andorra. En cualquier caso, de momento las sensaciones son bastante buenas. Me gusta mucho el tacto de la cámara en las manos. Su sistema de enfoque de 11 puntos es sin duda mucho mejor que el de mi primera DSLR, la Olympus E-500. Sobre la pantalla LCD abatible de 2,7 pulgadas, puedo decir que me parece un tanto “justita”. Aquí seguramente la EOS 500D sí que sea bastante superior, a costa de perder esa movilidad que puede ser bastante útil en determinadas situaciones. Una grata sorpresa ha sido la posibilidad de realizar fotografías a intervalos programados, muy útil para los “Time-lapse”.

En fin, que todavía tengo MUCHO que probar y muchas fotografías por hacer antes de tener una opinión más fundada. De momento, y aunque tengo ciertos remordimientos, puedo decir que estoy muy contento con mi nueva D5000.

¿Qué pensáis vosotros, ha sido una buena decisión?

Artículos Recomendados
Suscríbete si te ha gustado
No te pierdas mis nuevos artículos!

Introduce tu email para suscribirte y recibir mis nuevas publicaciones cómodamente. No envío spam ni comparto tus datos con terceros.

Sobre el autor de este artículo
Fernando Prieto
Fernando Prieto

Soy un fotógrafo autodidacta, desde el año 2007, que persigue su sueño de vivir de aquello que le apasiona: la fotografía, la montaña y los viajes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.